RSS

BÉJAR ESTACIÓN DE FERROCARRIL 1983











Les sucedió a dos amigas mias...

Lola y Mar vinieron de Mérida a mi casa en Béjar con el fin de ver la nieve. Pasamos un buen fin de semana. Subimos a Candelario, a la sierra; compraron dulces y regalos, y Mar se llevó un pino pequeñito para plantarlo en su parcela.

El domingo se prepararon para marcharse porque Mar tenía que trabajar el lunes. Las dejé en la estación para que tomaran el tren “Ruta de la Plata”. Hasta aquí todo normal. Al cabo de unas tres horas llamaron al timbre de casa... Abro y... ¡oh sorpresa! Lola estaba allí sola, diciéndonos que Mar se había ido con uno en un coche para Mérida...




Ya más tranquila, Lola me relata:

—Vimos entrar dos trenes en la estación. Que si es este, que si es aquel… Nos subimos en uno y cuando se puso en marcha vemos que va en sentido contrario a Mérida, pensando que en el túnel daría la vuelta :) Como vemos que sube y no baja...

—Preguntamos al revisor, y nos dice que van para Gijón ...Imaginaros la cara de bobas que se nos queda a las dos :( ... Decidimos bajar en Guijuelo, la primera parada que hace el tren, para coger un autobús.

A todo correr, sin conocer el pueblo y con todo el equipaje que llevamos, buscamos la estación de autobuses para coger uno... No hay ninguno, intentamos buscar un taxi... y no encontramos... decidimos salir a la carretera y parar algún coche.

Conseguimos parar uno y... ¡MILAGRO, es un conocido de Mérida!! Como podemos, nos subimos al coche pues el providencial automovilista traía el coche hasta arriba pero nos llevó hasta Béjar.

El caso es que Lola se quedó en casa y Mar por fin se va, con el conocido a Mérida, con su equipaje, sus dulces y su pino...

Lola, siempre que recordamos esto dice...

—No se me olvidará nunca la carrera que nos dinos en Guijuelo y la cara que pusiste al abrir la puerta... Y sobre todo la contestación de mi padre cuando llamé para advertirle de que me quedaba un día más. Me dijo:

¡¡¡ESTÁIS DE COJONES... LA FERROVIARIA Y TÚ!!!

He de decir que Mar es hija de ferroviario y vivió muchos años en la estación de ferrocarril de Mérida.

Lola y Mar han venido más veces a la nieve pero nunca más lo hicieron en tren pues al año siguiente dejó de circular por Béjar.

Al colgar en mi blog La estación con nieve, Lola me llamó y rememoró esta historia...

8 / 12 / 2010


  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

22 comentarios:

Adelaida Ortega Ruiz dijo...

¡jajajaja!
Buena anécdota. De esas que en el momento te hacen pasarlo fatal, pero que luego te sirven para recordarla y recordarla cada vez que te reúnes con la compañera de fatigas.

A mí me pasó una de estas anécdotas ferroviarias con una amiga, pero no te la cuento porque me sucedió con 15 años y si mi madre se entera de lo que hicimos mi amiga y yo, todavía es capaz de castigarme por imprudente. jeje.

Saludos, amiga.

Joop Zand dijo...

Goodmorning Laura

Very nice foto's with great lightning.

Wish you a nice day.

greetings from Holland, Joop

lola dijo...

hola soy lola una de las afectadas, despues de casi 27 años cuando lo recuerdo con mi familia y amigos aún nos reimos y sobre todo con mis amigos de bejar,la pena es que tanto los padres de mar como los mios ya no viven, pero entonces bien que me regañaron por bobas,hoy lo he estado comentando con mar- que por fin ya tiene internet para poder hablar con vosotros- ah de guijuelo ni verlo y eso que tiene buenos jamones cuando subo para galicia siempe me acuerdo de esta anecdota

lola dijo...

y vuelta al tren - que por cierto aqui en mérida si hay estación- deciros que era en el puente de la martir a mar no le dieron el puente pero a mi si, todavia tengo en mi mente la cara del revisor cuando vio los billetes, Yo fui las mas afectada, pues mar al ser hija de ferroviario no pagaba pero a mi el puente me costo el billete de tren y el de autobus para el dia siguiente.Despues de esto pocas veces viajamos en tren, luego ya teniamos carnet y coche un beso para mis amigos de bejar-que por cierto tambien son extremeños

Nela dijo...

jajajaj que bueno y me imagino tu cara de sorpresa.
Lo de Lola, como hija de ferroviario, imperdonable, jajajja
Besos
Nela

CarmenBéjar dijo...

Una historia muy divertida, Laura. Y es que la vida está plagada de momentos brillantes, que en su momento parecen anécdotas, pero que al final recuerdas siempre. En los viajes pasa mucho esto: te ocurren peripecias, retrasos y aventuras de todo tipo y al final acaban por ser recordadas durante mucho tiempo como algo característico de ese viaje. A lo mejor uno no recuerda bien la catedral de Notre Dame, pero sí que aquel día te encontrastes en el Sacre Coeur a un bejarano con el que te tomastes un café.

Besos

lola dijo...

nela la hija de ferroviario no soy yo si no Mar, yo fui la que le dije que ese tren iba en sentido contrario. gracias por tu comentario

Jose Antonio Bejarano dijo...

La anécdota es muy simpática, aunque es fácil decirlo con el trascurrir del tiempo. Pero Lola y Mar debieron pasar un mal rato que ahora les (nos) produce una sonrisa.
A casi todos nos han pasado cosas en esos trenes de Dios, porque ahora en los AVEs, es muy aburrido, viendo cine...
Si yo contara mis viajes en el "martero"...
Un beso para Laura, y un saludo para Lola y Mar, protagonistas.

Laura.M dijo...

Adelaida...
Si que lo pasaron mal. Ahora lo pasamos bien al recordarlo.Tienes que contar la la tuya algún día.

Joop...
Dank u voor uw bezoek.

Lola...
Que fue en abriiiil .Y dile a Mar que se mete ya en esto de una vez.

Nela...
Después de 27 años aún nos acordamos con pelos y señales.

Carmen...
Como lo sabes.Hay cosas qu son para toda la vida.
*********
Gracias a mi amigo JoeseAntonio,su ayuda en la revisión del texto

Laura.M dijo...

Jose...
Graciaaaaas!!!

lola dijo...

gracias a todos por los comentarios,Nela parece que me conoce de toda la vida.Laura a mar la llamo pero no contesta. A Bejarano le doy las gracias, tb como si me conociera pero si es amigo de Laura y Paco tiene unos muy buenos idem saludos desde Mérida

La Mary dijo...

Ahora os reiréis, supongo que cuando paso no se reiría nadie, no???
Dice nuestro amigo Bejarano que el AVE es muy aburrido...., yo que soy asidua a ese tren, si yo os contara la de cosas que he visto en el AVE, pero bueno, la ultima vez con la peli llegue a Barcelona hartita de llorar, yo y la heredera y bueno..., medio vagón. Niña, po no que nos ponen una película de un perrito que se le muere el amo y el perro solo quería estar donde estaba el amo..., mira, que panza de llorar,me quite los cascos para no oír pero solo viendo las imágenes se me salían las lagrimas igual, mi hija iba tres cuartos de lo mismo y el resto de los que yo pude ver mas o menos...

Besitos!!!

SILVIA dijo...

Regreso de nuevo, con más ganas que nunca de estar con vosotros...
Un abrazo y gracias Laura. Muchísimas gracias!!

Laura.M dijo...

M.Mar...
Entonces tambien nos reimos:)
Vamos que bajasteis del AVe con el corazón "encogió" :(
Jose, ves como no es tan aburrido...

SILVIA...
A tí guapa.Y ya puedes meter la directa que en tu Vía hay muchos que estamos esperandote.
Besos a tod@s.

Dejemonos sorprender dijo...

Jjja, buenísima historia, muy divertida :) me gusto me hicisteis reír sanamente.. un saludo.

Jose Antonio Bejarano dijo...

El AVE es un petardo lleno de "comerciales" con el movil pegao a la oreja, dictando órdenes de compra y emitiendo albaranes y los ordenatas enchufaos, y los auriculares rodando por el suelo, y el susto que te arreas cuando te cruzas con otro AVE. Y la carita de la folclórica, o del paparazzi camino de Sevilla.
AVE, más rápido e insípido.

lola dijo...

Hoy de casualidad me he encontrado con Mar y le he contado el efecto de la historia veridica del tren, me ha prometido que el lunes escribira algo, saludos a todos (as).A Bejarano te digo que no se como es el ave nunca he subido a uno, aunque con miedo prefiero el avión, porque para que el ave llegue a extremadura creo que ya casi no podremos subir iré con el baston o en silla de ruedas ja ja ja !que politicos tenemos!

Laura.M dijo...

Dejemonos...
Gracias por la visita. 27 años ya qué pasó

Jose...
Siempre que he hablado de ella,había risas.Decidí contarla aquí.
Gracias por tu ayuda.

Lola y Mar...
Es una pena que no tengais nietos para contarsela.
Besos a tod@s

Angelillo dijo...

¡Qué historia más simpática! Al menos acabó bien, que lanzarse a la carretera a coger un coche es un peligro.

Un saludo!

Adelina dijo...

Laura , qué cosa más bonita !!!!!! Tengo que ir a verlo !!!! No sé si te dije que sólo visité Béjar un día y aún recuerdo como me gustó ! Tengo familia en Salamanca pero hace años que no voy , tendré que darme una vueltita con mis hijos y enseñarles toda esa hermosa tierra . Cuando mis hijos eran pequeños pasamos un verano en Gordoncillo , un pueblo de León y nos encantó !!
Es muy bueno el relato con tus amigas , vaya despiste !!! A mí aquí no me importaría despistarme con un avión !!!!!
Saludos y feliz semana

Carzum dijo...

jeje, qué buena historia, Laura. Yo con lo despistada que soy, tengo alguna muy parecida, no creas... Oye he visto las fotos del bosque y me parece un lugar fantástico, te lo digo aquí, porque en el otro post, no sé muy bien por qué no me permite dejar comentarios. Fuerte abrazo, guapa!!! ;-)

Laura.M dijo...

Angelillo...
Menuda suerte tuvieron, Mar cuando vió al conductor no se lo podía creer.

Adelina...
Si alguna vez vienes por aquí, yo te llevo a verlo. Anímate.

Carzum...
Cuéntalas algún día,nos gustan mucho tus historias. No sé que que puede haber pasado en el otro post.
Besos.

Publicar un comentario